El proyecto desarrolla acciones participativas orientadas al ordenamiento de la Cuenca Alta el Río Bogotá mediante la implementación de una estrategia de reducción de la contaminación y conservación con las poblaciones de las veredas del municipio de Villapinzón, como experiencia piloto, y que será sistematizada con fines de lograr ser replicada en otras veredas y páramos.

Para ello se plantean como objetivos específicos (1) diseñar un sistema piloto de saneamiento básico y potabilización del agua adaptado al contexto local e implementarlo de manera piloto en 15 familias campesinas; (2) diseñar e implementar sistemas de producción sostenible para treinta (30) familias campesinas que reduzcan la contaminación sobre el recurso hídrico y la pérdida de sus ecosistemas de soporte para la consolidación de una comunidad rural sostenible; y (3) crear espacios de participación ciudadana para el fortalecimiento de capacidades locales y la difusión de la cultura del agua, enfocado al Derecho Humano al Agua y al Saneamiento.

Para poner en marcha estas acciones se ha trabajado con la población y con las instituciones locales y regionales vinculadas a fin de diseñar una intervención que garantice su sostenibilidad en el tiempo, mostrando formas diferentes de gestionar el entorno basadas en la conservación y la generación de recursos.